• Adonis Ramírez

De paros ilegales y otras ilegalidades en Colombia


Después de más de dos semanas de paro de los pilotos de Avianca han salido a flote muchas discusiones, pasiones e intereses. Quiero con mi opinión discutir alguno de los aspectos que me han parecido absolutamente críticos en este panorama:

  1. Enfrentamiento, calumnia y crítica hacia el paro por parte de algunos profesionales de la salud: se hizo viral en redes una carta de una médica donde mencionaba los “grandes” atributos y sacrificios que hacemos los médicos, mal pagos, sin vacaciones, sin descansos, con gran responsabilidad sobre la vida de las personas y que en ningún momento pedíamos todas las concesiones que exigían los pilotos en su paro. Demeritar la lucha sindical de un gremio que desconocemos, ignorar el tipo de trabajo, las presiones y niveles de estrés que manejan, las condiciones laborales y la verdadera remuneración es estúpido y carroñero. Actitudes carroñeras son las que han destrozado completamente al gremio de salud, donde muchos han quebrado negociaciones salariales y se han dejado manipular y manosear por las distintas EPS o IPS para venderse por migajas.

  2. Declaración de ilegalidad: declarar “ilegal” un paro absolutamente legal es sentar un precedente de represión peligroso, es un mensaje amenazante para cualquier gremio donde se les dice que la razón siempre la van a tener los patrones que son los del dinero. Defender a un inversionista extranjero por encima de nuestros trabajadores demuestra que aun somos una vulgar “república bananera”

  3. Amenaza de traer pilotos extranjeros: esta es la peor forma de demeritar el trabajo de los empleados, hacerlos sentir desechables, que no son parte de la empresa y que su trabajo no es fundamental. Cuantas veces esta amenaza ha sido latente en el gremio de la salud y aun más en estos momentos donde en muchas ciudades algunos trabajadores son desplazados por colegas que han llegado de Venezuela ( también desplazados por la situación del país vecino)

  4. Transporte aéreo un servicio esencial: declarar el transporte aéreo como un servicio esencial, es una desfachatez jurídica para poder declarar ilegal el paro de los pilotos. Porque no ha sido declarada la justicia como un servicio esencial durante los paros de esa rama?

  5. La fortaleza de la agremiación sindical: aplaudo los cojones y valentía que han tenido los pilotos para no dejarse boicotear, amenazar y manosear por Efromovich y sus secuaces.

Que no nos pase lo que escribió Bertold Brecht: “primero fueron los comunistas pero como yo no era comunista no me importo…. Ahora llegan por mí, ahora ya es demasiado tarde”.

*Foto: El Tiempo


LA GUACHAFITA